viernes, 16 de septiembre de 2016

Porcelana y azahar, calas que no morirán jamás. Binéfar.


Para ella no podía ser otra flor que las calas, las mismas que lucio en su ramo de novia, las que a ella le enamoran, le encantaron! y a mi también!

Un trocito de mi estaba presente en su enlace, no puedo ser más feliz !

Gracias por confiar en mi, has dejado huella guapísima!